2 de septiembre de 2015

5 consejos de bienestar para profesores en el regreso a clases

Las primeras semanas de la escuela pueden ser abrumadoras. Por suerte, usted está en su mejor momento. Su planificación está lista, y usted tiene una energía ilimitada para dejar una gran primera impresión en sus alumnos e iniciar el año con fuerza. A veces, nuestros mejores planes se desmoronan. Son esos días cuando se desea estar todavía relajada(o) junto a la piscina. Pero hay maneras de canalizar ese verano con "frialdad".
El Dr. Michael Davidson es un experimentado psicólogo de Memphis (Tennessee), quien ofrece cinco consejos a los maestros para permanecer mentalmente sanos durante los primeros meses de la escuela. Utilice estos consejos durante todo el año para ser la mejor versión de usted mismo en el trabajo y después de la campana de salida.

1. Un diario.

Después de un largo día, o una clase estresante, use lápiz y papel (no un teclado) para registrar sus observaciones y sentimientos. Esto no sólo le dará claridad sobre lo sucedido, sino que también le permitirá desconectarse y volver a leer sus pensamientos más tarde desde una perspectiva objetiva. El Dr. Davidson apunta a estudios que muestran que un diario mejora la función del sistema inmune.
Un mentor en Teach For America me dio un consejo similar. Me dijo que iba a tener algunos días malos como profesor. Me pidió que escribiera tres cosas buenas que pasaran todos los días en la escuela, incluso pequeñas cosas, como hacer sonreír a un estudiante o conseguir que toda la clase completara con éxito sus asignaciones. Hice lo que dijo. Al final del año, tuve un cuaderno lleno de cientos de cosas para estar orgulloso.

2. Respire.

Los profesores tipo yogui-zen que ve por la cafetería realmente están más relajado que usted. Siga su ejemplo prestando atención a su respiración. Cuando usted está estresado, su sistema respiratorio va a toda marcha, haciendo que respire con dureza y rapidez. Tome nota de cuando esto le suceda. La próxima vez que se sienta estresado, tome respiraciones profundas desde la barriga. Evite la respiración superficial. Según Davidson, esto ayuda a activar el sistema nervioso parasimpático y obliga al cuerpo a relajarse.

3. Nutrirse a sí mismo.

¿Recuerda esas demostraciones de seguridad cuando estaba por iniciar su último vuelo en avión? Cuando las máscaras de gas caen del compartimiento de arriba, se supone que debes ponerte tu propia máscara antes de ayudar al niño sentado a tu lado. Me gusta pensar en la enseñanza de la misma manera. Es fácil pensar en ti mismo como encarcelado dentro de tu papel de maestro. No lo haga. No gaste cada noche encorvado sobre su portátil planificando sus lecciones. Puede parecer una buena idea para avanzar, y tienes razón, pero no a costa de su bienestar físico. Desde su perspectiva, usted es la persona más importante en su salón de clases y siempre lo será. Si usted no puede relajarse y disfrutar de lo que hace, se consumirá rápidamente. Tome un día de descanso por enfermedad, cuando sea necesario, incluso si se está en el primer mes de clases. ¡Proponga un juego o muestre una película en clase, al día siguiente, para poder terminar el trabajo administrativo. Haga algo de ejercicio. Coma sano. Sea inteligente y cuide de sí mismo, antes que otra cosa.

4. Establezca metas realistas (énfasis en lo "realista").

Su escuela le pedirá hacer un montón de cosas este año. Pero usted trabaja con sus estudiantes todos los días, y sólo usted sabe lo que ellos pueden hacer individualmente. Manténgase fiel a esto porque el establecer grandes metas sólo importa si son metas factibles de lograr por sus muchachos. "Creo que el cambio transformador viene de uno-en-uno, cuando hay conexión real con el individuo, cuando le comunicamos que lo vemos y reconocemos como persona, y los valoramos", dice Davidson. "Como profesor, usted no puede ver los resultados de su trabajo de primera mano. Pero, como psicólogo, he visto esos resultados en pacientes diez años después. Los maestros hacen una diferencia en la vida de sus estudiantes, en muchos sentidos más profunda que los resultados de las pruebas y mediciones de mejoría. Sea alguien en sus vidas, alguien que los ama. Eso es infinitamente más importante que conocer los referentes de mejoría académica.

5. No olvide quién es usted.

He salido de mi salón, a mitad del día, casi con lágrimas en varias ocasiones. Es difícil ver más allá de esos momentos, cuando te pasan. Tener conciencia del resto de tu vida, la gente que te hace reír, las cosas que te gusta hacer. Todo eso puede parecer muy lejos en esos momentos. Al igual que la depresión, parece que todo lo que podría salir mal ha sucedido y es difícil imaginar que te puedas sentir mejor. Davidson ofrece este mantra para momentos como aquellos: "Aquí es donde estoy, no lo que soy." Los malos días suceden a todo el mundo, en todos los campos. Es crucial recordar que tú eres más que tu trabajo, más que esta mala semana.
Has sido seleccionado para este papel porque muchas personas con talento creen en usted. Para esos momentos oscuros, mantenga fotos de vacaciones con la familia, viejas tarjetas o notas divertidas de amigos en el cajón de su escritorio. Sáquelos cuando necesite un recordatorio de quién eres cuando estás en tu mejor momento.

Elizabeth Posner

Traducido por Mario Contreras

Fuente: 5 Wellness Tips to Thrive During Back-to-School Season

TEACHERPOP
Teach for America

Licencia Creative Commons
Educapuntes por Mario Contreras se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional .
Basada en una obra en www.educapuntes.blogspot.com .